Estas son las cosas que debes saber si quieres iniciar una dieta relámpago

0
70
Foto de pixabay.com

Si la báscula marca números nada alentadores y pronto es el evento que has estado esperando buena parte del año, lo más probable es que te estés figurando una forma de adelgazar fácil y rápidamente, pues es el tiempo lo que no tienes de sobra.

Aunque existen formas comprobadas para bajar de peso casi a la misma velocidad de la luz, sus efectos no solo son violentos, sino que pueden desencadenar consecuencias muy perjudiciales para la salud.

Generalmente, las dietas relámpagos están diseñadas para bajar de peso porque su modalidad hace que reduzcamos masa corporal, que de ser menor que la grasa de nuestro cuerpo, puede causar grande daños a nuestro organismo y pudieran ser irreversibles.

De acuerdo con lo anterior, este tipo de dietas está caracterizada por la reducción importante de calorías al día, en la que cada alimento que llevamos a nuestra boca es pesado físicamente y establecido en carga calórica para tener doble razón de eliminarlo casi por completo de nuestra dieta diaria.

Y es que, aunque esto lo hayamos escuchado ya, de más está decirte que las dietas relámpagos duran lo que dura la voluntad inmediata de la persona por verse delgada, pero su efecto rebote es inevitable así como sus daños al cuerpo. Conozcamos lo peor de esta dieta, a continuación.

Los kilogramos que se pierden son agua

Al eliminar por completo los carbohidratos de nuestro cuerpo, el agua de estos alimentos no existirá y la gente empezará a verse mucho más delgada en muy poco tiempo. Pero cuidado: si tomas un vaso de agua, tenlo por seguro que esos kilos perdidos volverán a aparecer.

Este tipo de dietas son dañinas

 
50% completado
¿Dónde Quieres Recibir la Guía?
Tu email jamás será compartido con nadie

Como ya se indicó al principio de este artículo, las dietas basadas en la eliminación de alimentos que aportan la energía necesaria a nuestro organismo pueden causar importantes problemas de salud.

El sistema cardiovascular es el primer afectado, ya que al sustituir alimentos por otros quizás con menos calorías de hidratos de carbono pero más grasa, las arterias sufren un importante daño, pudiendo llevar el cuerpo al colapso y originando accidentes cardiovasculares.

No son sostenibles

Las dietas relámpago jamás tienen una duración mayor a mes y medio, lo cuales indicador de que estas formas de bajar de peso están basadas en una motivación momentánea y no es la búsqueda del cuerpo ideal mediante un sistema de alimentación saludable hecho hábito.

Fuente: Pilicuadrado.com

 

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*